lunes , 19 agosto 2019
Inicio / Equipamiento / Mactac presenta el primer film adhesivo antifouling sin biocidas

Mactac presenta el primer film adhesivo antifouling sin biocidas

Mactac antifouling (1)

Con Mactac se puede conseguir entre un 5% y 6% de ahorro en combustible y se reduce el impacto sobre el entorno.

Cada año se aplican alrededor de 150.000 toneladas de pintura antifouling con biocidas en embarcaciones de toda Europa, unas cifras que tienen consecuencias negativas para la flora y la fauna marinas. Para combatir este ataque al medio ambiente, la empresa Mactac, especialista en adhesivos de alto rendimiento, ha desarrollado el primer antifouling con film adhesivo sin biocidas.

El sistema consiste en un film adhesivo que protege la obra viva. Está recubierto de una capa de pintura de silicona desarrollada por el fabricante de pintura PPG. La fórmula está considerada un verdadero avance tecnológico por tratarse de una pintura submarina adhesiva no contaminante que permite la conservación de la vida marina y no tiene consecuencias en la salud humana.

La solución revolucionaria elimina los inconvenientes de la aplicación de la pintura aplicada en espray o pulverización y aumenta su eficacia.

La aplicación se completa con la creación de un barniz de sellado, instalado en bandas transversales y longitudinales, que permite realizar eventuales reparaciones localizadas en la carena del barco.

Mactac antifouling (2)

Ahorro de combustible

Con este método, los barcos mejoran su deslizamiento, lo que conlleva un ahorro de entre el 5% y el 6% de carburante. Además, se reduce considerablemente el riesgo de ósmosis, ya que el film es impermeable al agua y protege la capa de gel de la obra viva.

Con este sistema, la tasa de higrometría de los cascos recubiertos es realmente inferior en comparación con el resto de soluciones de pintura antifouling tradicionales.

El antifouling tiene una duración de hasta cinco años, frente a los siete u ocho meses de los otros productos del mercado. A esto se le suma un mantenimiento muy sencillo. Tan solo se necesita de una brocha o esponja suave para hacer desaparecer el biofilm de la colonización de la carena. Estas dos características del nuevo método permiten un ahorro sustancial. Reducen los costes de mantenimiento en los cinco años de eficacia.

Valor de reventa del barco

Este recurso, que mantiene intacta la carena del barco, le da un valor añadido de reventa. Una vez retirada la protección, presenta un estado de superficie perfecto, muy similar al que ofrecen a la salida de los astilleros.

Déjanos tus Comentarios